La IGJ va contra una sociedad ficticia de Joe Lewis en Lago Escondido

La Inspección General de Justicia (IGJ), que conduce Ricardo Nissen, resolvió iniciar acciones legales para que se declare la nulidad de “Grupo HL S.A”. La firma a la que apunta es una sociedad nacional titular del 9,83% de las acciones de Hidden Lake S.A., del magnate inglés Joe Lewis, quien posee 12 mil hectáreas en las inmediaciones de Bariloche y El Bolsón, Río Negro. La propiedad impide la libre circulación hacia Lago Escondido.

Joe Lewis posee 12 mil hectáneas en tierras patagónicas. 
Joe Lewis posee 12 mil hectáneas en tierras patagónicas. 

En la resolución, el organismo concluyó que “Grupo HL S.A.” “forma parte del entramado de sociedades nacionales y sociedades offshore provenientes de Bahamas, donde reside habitualmente Joe Lewis” y que es parte de “las tantas sociedades ficticias que utiliza para sus propios intereses y que maneja a su exclusivo antojo”.

Además, detalló que todos los accionistas de “Grupo HL S.A.” reconocieron que el mismo Lewis “era el beneficiario final de la aludida sociedad”.

También se informó que la sociedad tiene “la misma sede social, los mismos directores y síndicos que Hidden Lake S.A., como así también sus mismos apoderados, contadores y abogados”.

Por estos motivos, se dispuso “la promoción de acciones judiciales tendientes a la declaración de nulidad de la misma, requiriendo su inmediata liquidación una vez declarada su nulidad”.

“Grupo HL S.A.” fue constituida en 2011. En ese entonces, Lewis era titular del 90% de las acciones y su hija, Vivienne Clare Lewis, poseía el restante 10%.

En 2013, se incorporó como accionista una sociedad de Florida, Estados Unidos, la cual aportó a “Grupo HL S.A.” una millonaria suma en acciones, quedándose con el 99,94% de la compañía y reduciendo la participación de Lewis al 0,6% y de su hija al 0,07%.

En esa línea, la IGJ destacó que “llamó la atención que la sociedad extranjera efectuara aportes millonarios a una sociedad que hasta el momento había arrojado pérdidas”.

Por otro lado, subrayó que “dicha sociedad estaba integrada por una sociedad oriunda en Bahamas, lugar de donde provienen la casi totalidad de las sociedades que Lewis utiliza para sus negocios personales, resultando sumamente extraño que dicha sociedad extranjera decidiera invertir en Argentina poco después de su construcción en Florida”. 

Hace dos semanas, la IGJ pidió la intervención judicial y la nulidad de Hidden Lake, al asegurar que la sociedad incumple con el fallo que obliga a liberar el acceso al Lago Escondido y que es una pantalla para ocultar que Lewis es el único dueño de esas tierras patagónicas.

En un dictamen, indicó que Hidden Lake “es una sociedad simulada, que no tiene actividad alguna”, y mediante sociedades offshore de Bahamas esconde que el único dueño de las 12 mil hectáreas en la Patagonia es justamente el millonario británico.

En ese sentido, la IGJ solicitó a la Justicia comercial de la Ciudad de Buenos Aires, porque la sociedad tiene domicilio en un estudio de abogados de Avenida del Libertador, que actúe ordenando la intervención de la compañía.

Dicha resolución incluye un análisis de los fallos sobre el acceso a Lago Escondido e incumplimientos de la compañía de Lewis. 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s