Una tortuga rescatada defecó más de 10 tipos de plásticos

Una tortuga verde (Chelonia mydas) juvenil de 35 centímetros de longitud ingresó al centro de rescate y rehabilitación de la Fundación Mundo Marino el pasado lunes 13 de diciembre después de ser rescatada por un pescador artesanal de la zona al encontrarla enmallada en sus redes de pesca. 

Imágenes alarmantes: una tortuga rescatada defecó más de 10 tipos de plásticos
Imágenes alarmantes: una tortuga rescatada defecó más de 10 tipos de plásticos
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es 20210907224049_tierra_del_fuego_se_vacuna_780x90_sin_comprimir.gif

Al ingresar al centro de rescate, a pesar de que en un primer momento parecía estar en buenas condiciones, durante el mismo día lunes el reptil comenzó a defecar una llamativa cantidad de basura entre las que se pudieron detectar más de 10 tipos de plásticos diferentes: fragmentos de tapas plásticas, de manguera roscada, de redes, de telgopor, de sachets, de nylon, precintos plásticos, celofán, entre otros que no se pudieron reconocer con precisión. 

Durante la mañana de este viernes 17 de diciembre le realizamos tres placas radiográficas: dorso ventral, latero-lateral y antero-posterior. Observamos que aún posee cuerpos extraños tanto en su estómago como en la parte final del tracto digestivo, por lo que probablemente continúe expulsando basura en los próximos días», sostuvo Mauro Pergazere, médico veterinario del Parque Educativo Mundo Marino y de la Fundación Mundo Marino.

Por otra parte, respecto al tratamiento, Pergazere aclaró: «Por los análisis de sangre vimos que se encuentra deshidratada y con los glóbulos blancos altos. Esto último puede ser una reacción de su sistema inmunológico a la gran cantidad de cuerpos extraños que tuvo y aún tiene en su interior. Seguirá en observación, porque por lo punzantes que eran los objetos que expulsó no descartamos que puedan haber generado lesiones internas. Por ahora, el animal muestra una buena actitud y será acompañado de cerca. Esperamos en las próximas semanas que pueda obtener el alta y hacer su reinserción al mar».

No es el primer caso de estas características dado que en febrero de 2020 otra tortuga de la misma especie pudo ser devuelta al mar luego de expulsar durante su rehabilitación 14 gramos de basura.

“Los animales que rehabilitamos son mensajeros de la gran degradación que enfrentan nuestros mares. En casos como el de esta tortuga, la acumulación de elementos no nutritivos en sus sistemas digestivos puede ocasionarles una sensación de falsa saciedad que va debilitando su salud paulatinamente”, explica Karina Álvarez, bióloga y responsable de Conservación de la Fundación Mundo Marino. A su vez agrega: “Además, podría generarse una gran cantidad de gas en su tracto digestivo producto del plástico acumulado que generaría un “cuadro de chaleco salvavidas”. Así se vería afectada su capacidad de buceo e inmersión, tanto para alimentarse como para buscar temperaturas más aptas para su sobrevivencia”.

La vicepresidenta de la Fundación, Andrea Cabrera agrega que “el número de casos de animales afectados por acciones antrópicas no para de aumentar y nos revela la gravedad de la situación a la que nos enfrentamos. El caso de esa tortuga es muy simbólico porque muy probablemente podrá recuperarse, pero volverá a un ambiente que está cada vez más contaminado. El rol social que cumple nuestra fundación, nunca será suficiente si no logramos unir fuerzas, trabajar en conjunto y generar estrategias a largo plazo para que como sociedad podamos cambiar la triste realidad de nuestros ecosistemas.”

En el marco del Proyecto Proteger la biodiversidad marina: Enfoque ecosistémico de la pesca y áreas protegidas el cual es ejecutado por la Dirección Nacional de Gestión Ambiental del Agua y los Ecosistemas Acuáticos del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Nación, la Fundación Mundo Marino cuenta con una Carta de Acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) para la “Asistencia técnica para la evaluación de la mortalidad de tortugas marinas en la costa bonaerense, y para la elaboración de documentos sobre el estado actual de conocimiento sobre la problemática de los residuos marinos en Argentina”.

Comprometidos a aportar con el objetivo de ampliar, profundizar y mantener actualizado el diagnóstico de las interacciones entre las tortugas marinas y los residuos marinos, los cuales en su mayoría son de origen terrestre, la Fundación también hace parte del Grupo de Asesoramiento Técnico para el Programa de Acción Nacional – PAN Tortugas Marinas.

La Fundación Mundo Marino es una de las organizaciones fundadoras del Programa Regional de Investigación y Conservación de Tortugas Marinas de Argentina (PRICTMA) creado en el año 2003, a partir del cual distintas organizaciones comenzaron a trabajar coordinadamente monitoreando la presencia de las tortugas marinas a lo largo de casi 2800 km de nuestra costa. 

El avance del Programa permitió conocer que la presencia de las tortugas marinas en nuestras aguas no es poco frecuente, sino que, por el contrario, las aguas costeras de Argentina son un área de alimentación y desarrollo para al menos tres de las siete especies de tortugas marinas del mundo: la tortuga verde (Chelonia mydas), la tortuga cabezona (Caretta caretta) y la tortuga laúd (Dermochelys coriacea). 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s