Semana Mundial del Parto Respetado

Desde el año 2004 rige en el país la Ley de Parto Humanizado, con una atención centrada en los derechos de la embarazada y del recién nacido. 

Semana Mundial del Parto Respetado: ¿Cuáles son tus derechos?
Semana Mundial del Parto Respetado: ¿Cuáles son tus derechos?

Desde el 2004 impulsada por la Asociación Francesa por el Parto Respetado y apoyada por UNICEF, OMS entre otros organismos, del 17 al 23 de mayo, se celebra la Semana Mundial del Parto Respetado, esta jornada busca restablecer los derechos de las parturientas y del niño por nacer. 

Además busca visibilizar los modos de atender los partos en el mundo y de promover el cumplimiento de los derechos de las personas gestantes y recién nacidas.

¿Pero qué es el Parto respetado?

David Halac, gerente asistencial del Hospital Materno Neonatal de Posadas, señaló que: “Hablar de Parto Respetado es hablar de derechos y no solo de una ley (…) el hecho de tenerlo dentro de una ley es práctico pero es una garantía y lo que hace la Semana del Parto Respetado es que la gente tome conciencia de los derechos que tiene al momento que nace su hijo”.

Estos derechos cuentan con el respaldo de una Ley Nacional, la 25.929. Esto significa que rige en todos los lugares del país.

De acuerdo a la Ley Nacional, las personas gestantes tienen derecho:

  • A ser informadas sobre las distintas intervenciones médicas que pueden tener lugar durante el parto y postparto, y participar activamente en las decisiones acerca de las alternativas distintas, si es que existen.
  • A ser consideradas como personas sanas, de modo que se facilite su participación como protagonista de su propio parto.
  • A un parto respetuoso de los tiempos biológicos y psicológicos, evitando prácticas invasivas y suministro de medicación que no estén justificados.
  • A ser informadas sobre la evolución de su parto, el estado de su hijo o hija y, en general, a que se les haga partícipes de las diferentes actuaciones de los profesionales.
  • A no ser sometidas a ningún examen o intervención cuyo propósito sea de investigación.
  • A elegir quién las acompañe durante el trabajo de parto, parto y postparto.
  • A tener a su lado a su hijo o hija durante la permanencia en el establecimiento sanitario, siempre que el recién nacido no requiera de cuidados especiales.
  • A ser informadas, desde el embarazo, sobre los beneficios de la lactancia materna y recibir apoyo para amamantar.
  • A recibir asesoramiento e información sobre los cuidados de sí misma y del bebé.

En tanto, toda persona recién nacida tiene derecho:

  • A ser tratada en forma respetuosa y digna.
  • A su inequívoca identificación.
  • A no ser sometida a ningún examen o intervención cuyo propósito sea de investigación o docencia.
  • A la internación conjunta con su madre en la sala.
  • A que sus padres reciban adecuado asesoramiento e información sobre los cuidados para su crecimiento y desarrollo, así como de su plan de vacunación.
  • Además, se promueven otras prácticas beneficiosas para el binomio madre-hijo como el “contacto piel a piel”, el corte tardío del cordón umbilical y la lactancia materna exclusiva, entre otras.

¿Qué es la violencia obstétrica?

La violencia obstétrica es aquella que ejerce el personal de salud sobre el cuerpo y los procesos reproductivos de las mujeres, expresada en un trato deshumanizado, un abuso de medicalización y patologización de los procesos naturales. 

La violencia obstétrica puede afectar a la mujer y a su hijo durante el embarazo, el parto e incluso el post parto. Se manifiesta mediante prácticas, conductas, acciones u omisiones, sobre la mujer y el recién nacido, realizada por los profesionales de la salud que de manera directa o indirecta, tanto en el ámbito público como en el privado, afectan el cuerpo y los procesos reproductivos de las mujeres.

 Parto respetado en tiempos de Coronavirus

“En este contexto de la pandemia el parto respetado sigue siendo un derecho con algunas adecuaciones por el momento en el que estamos viviendo”, afirmó la coordinadora del área de Obstetricia y Ginecología de la Dirección de Salud Perinatal y Niñez del Ministerio de Salud de la Nación, María Julia Cuetos.

Entre esos cambios, indicó que al llegar a un establecimiento sanitario tanto la persona gestante como el acompañante pasarán por un triage en dónde les tomarán la temperatura, les van a hacer alguna preguntas para saber si pueden ser casos sospechosos de COVID-19 y a partir de ahí derivarlos al sector correspondiente.

Si sufriste vulneración de tus derechos o necesitás más información, llamanos al 0800-122-5878. Línea gratuita para todo el país.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s