Mercado de trabajo 2020

El Licenciado Emiliano Parodi, presentó su columna “Mercado de trabajo 2020”

Retomando el informe que veníamos desarrollando en las últimas oportunidades, respecto a los resultados económicos finales del año 2020, creo importante cerrar la revisión avocándonos a observar una variable económica en particular que es el empleo. Como era de esperarse, el nivel de ocupación en el mercado laboral se vio fuertemente afectado por el COVID. Luego de la caída abrupta inicial durante los primeros tres meses (abril, Mayo, y Junio) del 2020, el mercado laboral logró alcanzar una cierta estabilización, aunque en un nivel menor al registrado durante el mismo período en 2019. Esta estabilización está estrechamente relacionada con el desempeño de la economía durante el segundo semestre de la pandemia. 

Si hacemos un poco de memoria respecto de las columnas anteriores, habíamos observado que a partir del mes de octubre comienza a visibilizarse una recuperación de los niveles de ingreso, aunque con una marcada heterogeneidad. Mientras que los sectores de la construcción y la industria manufacturera reflejaban un mejoramiento -humilde pero muy valioso- del 1,6% y 0,3% respectivamente,  sectores como la hoteles y restaurante, las canteras y mineras siguieron mostrando números en rojo.

Así, durante el último trimestre del 2020, la desocupación se mantuvo en el orden del 11%, el cual es sin duda mayor al 8.9% registrado en igual período del año 2019 pero menor al registrado durante el segundo y tercer trimestre cuando surge la pandemia (superior al 13%). El repunte vino obviamente con la reapertura de ciertas actividades y la aplicación de políticas públicas tendientes a reactivar el consumo y la producción. 

 Asimismo es necesario mencionar que, en términos de salarios del empleo registrado privado, la pandemia hecho por tierra la recuperación salarial que se había producido durante los meses de enero y marzo de 2020, volviendo a valores similares al del mismo mes del año anterior. Las dificultades que se observan para reactivar el nivel de empleo indican que el esquema aplicado por Alberto Fernández de alcanzar acuerdos que privilegió el empleo por sobre el salario parecen haber sido los adecuados para evitar un desplome que hubiese sido catastrófico.

Sin embargo, la recuperación de la actividad sumada a una incipiente recuperación de los indicadores laborales permite observar que pronto se va a reanudar la puja distributiva de la producción dentro del país. Es decir, ¿Quién se queda con la recuperación de ingresos? Es por esta razón que durante los últimos dos meses del año pasado y los primeros del 2021, vemos un marcado incremento de precios, que tienen como objetivo apropiarse, a través de dicho proceso, del incremento nominal de los ingresos.

Entonces es posible afirmar que en los próximos meses vamos a presenciar cada vez más frecuentemente disputas entre diferentes sectores y el gobierno por ver quién se apropia que parte del ingreso generado. Un ejemplo claro: hace pocos tiempo sindicatos, empresas y gobierno llegaron a un acuerdo en el sector automotor, donde se pactó que el incremental de las exportaciones de este sector pagara cero de derechos de exportación (DEX). Ante esta situación los monopolios exportadores de granos y alimentos nucleados en la cadena agroindustrial pretendieron replicarlo en su actividad, a pesar de ser sectores radicalmente distintos.

Resulta claro que no es lo mismo aplicar una medida de estas características en cualquier sector de la economía. Argentina esta en un pleno proceso de reconversión económica, cambiando de una modelo basado en la valorización financiera a uno enfocado en la producción industrial. Esta política de industrialización debe estar conformada en base a las necesidades del desarrollo del país, y no de las corporación (sin importar su origen). Una baja en las retenciones tiene como objetivo central mejorar la competitividad de los sectores, aumentar su producción y crear empleo. El sector agropecuario cuenta naturalmente con buenos niveles de competitividad, y su absorción de mano de obra es sumamente limitada (sin contar que no provee ninguna ventaja estratégica significativa para el país).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s