Se cumplen 139 años del nacimiento de Virginia Woolf

Nacida el 25 de enero de 1882 en Londres, Virginia Woolf es sinónimo de talento pero también de lucha, ya que sus obras literarias fueron una manera de visibilizar las desigualdades sufridas por las mujeres de aquella época.

Su infancia fue marcada por la depresión producto de la muerte de sus padres y de su hermana. Los abusos que sufrió de parte de sus hermanastros, provocaron en Virginia un fuerte trastorno psicológico que la acompañó hasta su último día de vida.

Desde sus primeros escritos periodísticos en 1905, hasta sus novelas más reconocidas como La Señora Dalloway (1925), El Faro (1927) y Una habitación propia (1929), Woolf se destacó por su manera experimental de escribir y de abordar temáticas que no eran comunes en aquel entonces como el feminismo.

Producto de su trastorno bipolar y una fuerte depresión que no le permitía trabajar, el 28 de marzo de 1941 Woolf se suicidó arrojándose al río Ouse cerca de su hogar. Su cuerpo no fue encontrado hasta el 18 de abril, tenía 59 años

La escritora, autora de novelas, cuentos, obras teatrales y muchas más obras literarias, Adeline Virginia Stephen, más conocida como Virginia Woolf, nació en Londres el 25 de enero 1882 y fue considerada una de las más destacadas figuras del vanguardista modernismo anglosajón del siglo XX y del feminismo internacion

Virginia Woolf había nació en el seno de una familia de clase media-alta, donde la cultura era considerada, sin duda alguna, el bien más preciado que una persona podía poseer. Aunque no fue a la escuela, Woolf recibió clases de profesores particulares y de sus padres.

Durante su juventud, plasmó en su novela Al faro, recuerdos de las vacaciones familiares en St Ives en Cornualles e impresiones del paisaje St Ives en Cornualles (especialmente del faro de Godrevy).

Virginia pronto empezó a padecer depresiones. Su madre fallece repentinamente en 1895, cuando Virginia tenía tan solo trece años de edad, dos años después fallece su medio hermana Stella y en 1905 fallece su padre, lo que la llevó a estar brevemente ingresada.

«NO HAY BARRERA, CERRADURA NI CERROJO QUE PUEDAS IMPONER A LA LIBERTAD DE MI MENTE». VIRGINIA WOOLF

Se cree además que sus crisis nerviosas y posteriores períodos recurrentes de depresión, estuvieron también influidos por los abusos sexuales que ella y su hermana Vanessa padecieron a manos de sus medio hermanos George y Gerald Duckworth.

Virginia Woolf

Virginia Woolf nunca ocultó su condición bisexual

Tras estudiar en el King’s College de Cambridge y en el King’s College de Londres, Woolf conoció a Leonard Woolf con el que contrajo matrimonio en 1912. A partir de este momento se dedica plenamente a la literatura en una doble faceta: como editora y como escritora.

Junto a Leonard fundó la editorial The Hogarth Press, que editó a importantísimos/as escritores/as en lengua inglesa de la época: desde E. M. Foster a T. S. Elliot pasando por Katherine Mansfield, entre otros.

A pesar de su feliz matrimonio con Leonard Woolf, nunca ocultó su condición de bisexual y mantuvo romances con, entre otras, Violet Dickinson y con Vita Sackville-West a lo largo de su vida.

En 1928, Woolf regaló a Sackville-West la obra Orlando, una biografía fantástica en la que la vida del héroe epónimo abarca tres siglos y ambos sexos. Nigel Nicolson, hijo de Vita Sackville-West, la consideró «la carta de amor más larga y encantadora en la historia de la literatura».

Un 25 de enero, pero de 1882, nacía Virginia Woolf, escritora británica y figura del feminismo internacional
Un 25 de enero, pero de 1882, nacía Virginia Woolf, escritora británica y figura del feminismo internacional

Novelas y ensayos: feminismo latente

Como escritora publicó más de una treintena de libros entre novelas y ensayos, destacando: Fin de viaje, Noche y día, El cuarto de Jacob, La señora Dalloway, Al faro, Orlando, Las olas, Los años, Entre actos, Una casa encantada, entre las obras de ficción; y Una habitación propia, Las mujeres y la literatura, Escenas de Londres y Viajes y viajeros, entre los ensayos.

En su ensayo Una habitación propia Virginia expone las dificultades de las mujeres de su época porque los hombres tienen un poder legal y económico desproporcionado en relación con las mujeres, lo que perjudica su educación y su desarrollo integral en la sociedad de entreguerras.

«COMO MUJER NO TENGO PATRIA, COMO MUJER NO QUIERO PATRIA. COMO MUJER, MI PATRIA ES EL MUNDO». VIRGINIA WOOLF

Virginia Woolf llegó a la conclusión de que una mujer, para poder escribir, sólo necesitaba independencia económica y personal y esto se resumía en una sola cosa: una habitación propia.

Este ensayo sirvió como obra inspiradora para el movimiento feminista que empezaba a surgir en el momento. Por tanto, sentó las bases del pensamiento feminista de la segunda mitad del siglo XX.

La escritora narraba centrándose en sus personajes y en lo que ocurría en la mente de cada uno dejando atrás situaciones, entornos y escenarios, algo que no dejó indiferente a nadie. Quizás esto fuese fruto de la inestabilidad psicológica de la propia escritora que sufrió terribles depresiones nerviosas a lo largo de toda su vida, que se agravaban cada vez que terminaba una nueva novela.

Estrellas

Woolf, feminista pionera

Virginia Woolf es considerada una mujer pionera en el campo de la literatura, pero también pionera en dar voz a todas y cada una de las mujeres con frases célebres como “no hay barrera, cerradura ni cerrojo que puedas imponer a la libertad de mi mente” que resume al detalle su carrera, su pensamiento y su forma de entender la vida.

Con la literatura, su mejor arma, intentó luchar contra los convencionalismos con los que se enfrentaba cualquier mujer de su época y esa fue su pequeña gran victoria. La autora británica contribuyó al cambio del rol de la mujer en la sociedad con obras como Una habitación propia en las que expresaba poder, libertad y sobre todo independencia. “Para escribir una novela, una mujer tiene que tener un cuarto propio y comida caliente”.

El día 28 de marzo de 1941, y tras varios intentos de suicidio, Woolf encontró la muerte adentrándose en las frías aguas del río Ouse con los bolsillos de su abrigo repletos de piedras. «La belleza debe romperse a diario para permanecer hermosa», dejó en negro sobre blanco la eterna escritora.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s