El 24 de enero de 1989, era ejecutado en la silla eléctrica el asesino serial Ted Bundy

El 24 de enero de 1989, en la penitenciaría de Bradford, estado de Florida, era ejecutado en la silla eléctrica el asesino serial Ted Bundy.

Nacido el 24 de noviembre de 1946, con el nombre de Theodore Robert Cowell Bundy, tuvo una infancia plagada de ausencias, su padre lo abandonó y su madre lo dejó a la guarda de sus abuelos que no estaban muy interesados en su crianza.

Fue un estudiante destacado que luego de obtener la licenciatura en psicología tuvo una crisis de vocación, sin problemas también obtuvo el título de abogado. Se involucró en causas comunitarias, fue condecorado por la policía por salvar a un niño de morir ahogado y ejerció su profesión para el Partido Republicano, pero a fines de 1973 todo se desbarrancó. Pese a no tener problemas económicos se involucró en hurtos a comercios y domicilios, pero en enero de 1974 sobrepasó los límites, entró en el cuarto de la universitaria Joni Lenz, la violó con una pata de la cama y la golpeó con una barra de hierro, la chica no murió pero quedó con daño cerebral severo irreversible.

Un mes después comete su primer asesinato, otra estudiante a la que secuestró, violó y torturó, a partir de allí se convirtió en el asesino enserie mas brutal de la historia de los EEUU. En total se le probaron 36 asesinatos, aunque se esta seguro que fueron mas, Bundy se benefició de la falta de preparación de las fuerzas policiales para investigar asesinatos en serie, se creían hechos aislados, esto les hizo perder oportunidades de atraparlo y por consiguiente mas oportunidades de seguir asesinando. Otro factor para retrasar su identificación y detención era que Bundy hacía desaparecer los cuerpos de manera muy efectiva, por lo que muchos no pasaban de investigación por averiguación de paradero.

Un par de secuestros fallidos posibilitaron una primera descripción a la policía, que finalmente lo detuvo en agosto de 1975. Un año después era enjuiciado, pero como aún no se lo había relacionado con ningún homicidio solo fue condenado a 15 años de prisión por secuestro e intento de violación. Estando en prisión se lo relaciona con 2 de sus primeros crímenes y se programa un nuevo juicio, pero Bundy se fuga y comienza nuevamente a secuestrar, violar y asesinar. Hasta febrero de 1978, Bundy había violado y asesinado a 35 estudiantes universitarias, pero su último crimen fue una niña de solo 12 años que murió mientras era abusada.

Finalmente fue detenido y juzgado por 2 crímenes en la fraternidad Chi Omega de Miami, Bundy ejerció su propia defensa pero no pudo evitar ser encontrado culpable y condenado a muerte. Mientras esperaba la ejecución lo relacionan con el crimen de la menor de edad y se realizó un nuevo juicio que le imposibilitó reclamar clemencia.

Bundy además de un sádico asesino era metódico y calculador, sabía encontrar las grietas en el sistema legal, empezó a fingir que recordaba los lugares donde había enterrado a sus víctimas, conforme aparecían los cuerpos la ejecución se retrasaba a la espera de nuevos datos.

Los familiares estaban en una encrucijada, querían la muerte del asesino de sus hijas pero eso impediría el hallazgo de sus cuerpos, luego de 3 años de dilaciones el estado ordenó cumplir la sentencia el 24 de enero de 1989.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s